///

///

jueves, 22 de marzo de 2007

Primavera

La estación más peligrosa del año.

El cuerpo descontrolado en su totalidad, el equilibrio se pierde, no hay forma de encontrar el punto óptimo, todo se desbarata.

Quizás el hecho de que haya empezado esta vez con una espectacular nevada trastorne un tanto su tónica habitual.

Eso pensaba ayer, pero estaba equivocado. Es la misma primavera de siempre.

Deseando estoy de llegar al verano.


5 comentarios:

Magapola dijo...

¿Estamos siempre deseando el futuro?

ese dijo...

Especialmente cuando parece que no existe.

Carlos Añejo dijo...

Joder, que llevamos un día, dále un poco de cuartelillo. Verás como este año cambia, como las chicas van con el plumas puesto hasta junio, como las únicas flores que salen son las que decodifican los canales de pago, como el primavera sound se cancela, como los bancos se llenan de mendigos en lugar de enamorados... venga, no seas pesimista, verás como este año la primavera es menos primavera.

lanobil, dijo...

Me gusta tu Blog, me parece original. No me preocupan
los votos, me interesa más tu opinión sobre mi bitácora. Un saludo

mikto kuai dijo...

...uff, primavera, verano, no se qué es peor, o más bien mejor, porque me gustan, pero las hostias a mano abierta de ambas son espectaculares. El otoño tiene su fina hilada de hojas tristes entrantes, el invierno se te mete en los huesos como su frío, sin darse uno cuenta hasta que te congela, pero la primavera y el verano... no, me inquietan sobremanera, puro descontrol como dices. Eso sí, salud y larga vida a las estaciones, que con tanto apocalipsis climático uno ya no sabe dónde demonios está.